domingo, 3 de abril de 2011

Deportivo Cuenca empató ante Emelec en Guayaquil y mantuvo su supremacía histórica ante los eléctricos.


Año tras año Deportivo Cuenca viene convirtiéndose en la bestia negra del Emelec, así lo marcan los números, el Cuenca y el Emelec han jugado 123 partidos entre sí, el Cuenca ha logrado 46 victorias, el Emelec ha vencido en 44 ocasiones y se contabilizan 33 empates.

En esta ocasión el Cuenca reafirmó su supremacía histórica al empatar frente a Emelec en Guayaquil, un punto de oro para los cuencanos que siguen prendidos entre los cuatro primeros del campeonato.

El equipo local Emelec buscó por todos los medios derrotar a la espléndida defensa cuencana que volvió a lucirse como en sus mejores tiempos, el Cuenca se defendió ordenamente, además Emelec no estuvo acertado en la definición.

Los fallos arbitrales perjudicaron a ambos equipos, pero más al Cuenca ya que el árbitro no pitó una clara fala existente sobre el atacante Ayala, esa jugada pudo haber cambiado la historia del partido y el Cuenca pudo haberse traído no solo un empate sino la victoria.

Emelec se frena y el Cuenca nuevamente se convierte en su verdugo, hasta antes de este partido todo equipo visitante que pisó el Capwell perdió, el Cuenca apareció para cambiar esa tendencia, el Cuenca vuelve a sorprender, los rojos se convirtieron en el primer equipo del campeonato de fútbol que ha sido capaz de sumar en el complicado estadio Capwell.

Escrito por: Boris Esteban Bernal Castillo.

1 comentario: